martes, 27 de mayo de 2014

Nuestro Jardin

Hola queridas Amigas

Estoy muy feliz de haber terminado otro de mis proyectos guardado durante mucho tiempo. Saqué el modelo de alguna revista de la que lamentablemente no guardé referencia, lo compartí con mis alumnas, todas lo hicieron y el mío quedó olvidado hasta ahora. 

Me ha gustado muchísimo como quedó.


De acuerdo con el tema del aplique, preferí hacer una foto en el jardín de mi casa, elegí el árbol de Mermelada, cuyas flores de color amarillo y naranja me encantan! Además los pajaritos vienen a comer sus semillas  y a deleitarnos con sus dulces cantos.  


Bogotá es una ciudad grande, aunque nuestro hogar está en un barrio un poco alejado del centro, me encanta todo el verde que nos rodea, muy cerca está el Parque de la Florida, donde se hace avistamiento de aves. 

El Instituto Distrital de Turismo (IDT), el Instituto Distrital de Recreación y Deporte, el Jardín Botánico y la Fundación Humedal La Conejera, crearon el Programa de observación de aves en el Parque de la Florida , muy buen plan para un fin de semana, además allí hay lago, fogones y espacios agradables para hacer asaditos, juegos para los chicos, canchas para hacer deporte y amplios parqueaderos.  Es un sitio ideal para elevar las cometas con los vientos de agosto.

Así que les invito a observar en su entorno natural los Colibríes, los Cucaracheros, las Mirlas y los Copetones o Gorriones y muchas otras aves comunes en los Humedales de la fría sabana bogotana.



Volviendo a mi Bolso, los apliques bordados a mano con puntada de festón, están distribuidos sobre un Logcabine realizado en diferentes telas en tonos de verde y azul. Cambié el diseño del árbol porque el original tenía las ramas bastante deshojadas. 


Además le coloqué dos botones, una abejita en pleno vuelo y una mariposilla que no faltan en mi jardín!



Abrazos

CARMEN ELISA 

viernes, 16 de mayo de 2014

ALUMNA MODELO


Hace algunos días tuve la oportunidad de conocer a Magdalena Cardona y compartir con ella una primera aproximación al maravilloso arte del Patchwork.  Magdalena es colombiana pero vive hace muchos años en Puerto Ordaz, bonita ciudad de nuestro hermano país de Venezuela.  Me encontró a través de las Revistas de Patchwork donde se han publicado mis trabajos y programamos algunas clases en su reciente visita a Bogotá.  

Quiero contarles que he tenido el gusto de conocer a una mujer muy especial, querida, cercana, absolutamente amable y sobre todo dispuesta y muy interesada en aprender este arte que amamos. Tiene unas dotes especiales para el trabajo manual, para la costura a máquina, para la selección de las telas y los colores.

Estos son los proyectos que alcanzamos a trabajar en 8 intensivos días de clase:


La técnica del vitral


El Jardín de la Abuela


Hermoso tulipán con la técnica Paper Piecing


Plato de Dresden, uno de mis favoritos


Log Cabine, otro de mis favoritos


Otro Log Cabine con técnica Paper Piecing


Técnica del Ajedrez

 

 Bloque con Aplique elaborado a mano con puntada de festón o filete

Cual es el más hermoso?  Lo dejo a su consideración.  Yo diría que todos, aunque mi gran favorito es el Plato de Dresden, quizá por los colores, quizá por su tamaño...

Magdalena, conocerte y trabajar contigo ha sido una experiencia maravillosa, eres una alumna excelente, pusiste todo tu interés y voluntad para aprender, para captar en tan poco tiempo las técnicas básicas del patchwork.  Espero que mi aporte y los proyectos que desarrollamos juntas sean la semilla para el proceso que inicias sobre el aprendizaje de este arte maravilloso.  

¡Magdalena, estás en mi corazón, vuelve siempre! 


domingo, 11 de mayo de 2014

FELIZ DÍA MAMA!

Feliz Día a todas las mamacitas que se acercan por estos lares, que Dios en su infinito amor las conserve siempre hermosas, llenas de vida, felices, en armonía total consigo mismas y con todos sus seres amados, especialmente con sus hijos.


Madre, gracias por tu inmenso amor, tu dedicación, tu entrega, tus sacrificios, tus enseñanzas.  Le pido a Dios que te colme de bendiciones, de mucha salud, de  armonía interior y que nos permita disfrutar de tu compañía y de  tu incondicional apoyo por muchos años más.  


Hijo, gracias por haberme elegido para ser tu madre, en esta vida tuya que recién ha empezado. Sé que a veces soy intensa, que te canso repitiendo tantas veces las mismas recomendaciones, que a veces soy muy sensible y me duelen tus silencios, tus enojos y tus apenas insinuadas rebeldías. Pero también se, que me amas tanto como yo a ti, que has guardado en tu corazón mis consejos y que ya empiezas a mostrar en tu personalidad la formación que te hemos dado y los valores que hemos forjado en ti.  Te amo desde lo más profundo de mi ser y mi único anhelo es verte y sentirte siempre feliz y realizado como una buena persona siendo fiel a ti mismo y sirviendo a los demás.


Gracias Señor, por haberme dado la oportunidad de vivir esta maravillosa experiencia, de acompañar y guiar a este hijo hermoso que has puesto en mis brazos.  Sé que falta un largo camino por andar, permíteme vivir los años suficientes para estar con él en los momentos felices y también en los no tan agradables,  para siempre estar  presente con mi amorosa complicidad en los grandes y pequeños proyectos de su vida.

jueves, 1 de mayo de 2014

EL TRABAJO DE NUESTRAS MANOS




El trabajo dignifica  y  le da sentido a nuestro diario vivir.  Sobre todo cuando amamos lo que hacemos y somos felices al realizarlo.  Más felices aun cuando los demás aprecian y valoran el producto hecho con nuestras manos.

En mis clases, muchas de mis alumnas desean aprender,  para hacer y vender sus productos con el objetivo de obtener un ingreso adicional para su economía familiar, pero la inquietud general que surge es que las personas no valoran lo que hacemos, nos da temor cobrar un precio justo porque en el mercado se consiguen productos similares a precios muy económicos.  Yo siempre les digo, que además de hacer cosas lindas tenemos que educar a los clientes para que lo aprecien y lo adquieran en su justo valor.

Los cojines, los individuales y  caminos de mesa, los edredones o cubrelechos, en fin, todo aquello en lo que podemos aplicar el patchwork, la costura, el bordado, el tejido, los elaboramos de acuerdo a los principios básicos del concepto de artesanía:

  • Un trabajo que se realiza de manera manual empleando sólo tecnología muy básica. En nuestro caso una máquina de coser y las herramientas básicas como las tijeras, el metro, las agujas, la rodaja, las reglas, etc.
  • Un trabajo que se realiza en pequeños talleres y estoy segura que la mayoría de nosotras trabajamos en nuestras casas y hemos adaptado un lugar en él para desarrollar nuestro emprendimiento.
  • Empleamos un elevado número de horas para fabricar cada uno de los productos de principio a fin. A veces, semanas, meses y hasta años.
  • Cada producto que hacemos es individual, original y diferente del anteriormente fabricado. Nunca elaboramos un producto igual al otro.
  • La producción es baja y ocupa pocas personas.
Nuestro producto debe ser competitivo, en belleza, en calidad, en precio.

Existen programas que nos ayudan a fijar el precio de un producto teniendo en cuenta varios parámetros, el costo de la materia prima, el costo de elaboración, el margen de utilidad, los costos administrativos, etc.  También podemos fijarlo de acuerdo a los precios de mercado, al costo de los insumos y de la mano de obra y el margen de ganancia o utilidad.

Además debemos tener en cuenta que nuestros productos deben llevar nuestro sello personal, que le damos valor cuando utilizamos una bonita bolsa para entregarlo, una etiqueta  que lo identifique con nuestro nombre o el de nuestro taller y que contenga instrucciones sobre su uso.

En resumen, si tenemos intenciones de vender nuestro producto, debemos tener nociones sobre el comportamiento del mercado, los canales de promoción y distribución y suficientes argumentos para convencer a nuestro cliente que está adquiriendo lo mejor.

Adicional a lo anterior, debemos aprovechar el nuevo interés que ha despertado todo lo artesanal, la recuperación de los oficios tradicionales y la conservación de los saberes, los apoyos institucionales que fomentan a través de ferias y eventos este tipo de trabajo y los conceptos que marcan nuevas tendencias como el  "Hazlo tu mismo".

Feliz Día del Trabajo
y especialmente, 

FELIZ DÍA DEL TRABAJO ARTESANAL...
el trabajo de nuestras manos!